Las damas del Arqueológico

Esta semana visitamos el MAN haciendo hincapié en el papel de las mujeres de algunas de las sociedades representadas en el museo a través de objetos de la vida cotidiana, pinturas o esculturas.

Llaman especialmente la atención las imágenes de las damas íberas, hechas en piedra, con su complejo sistema de adornos, collares, diademas, como las famosas Dama de Baza (siglo IV a.C), la Dama del Cerro de los Santos (siglo III, II a.C) o la archiconocida y bella Dama de Elche (siglo V y IV a.C), que no deja indiferente a quien pasa por su lado. Estas esculturas funerarias son representaciones de las damas de la aristocracia del mundo Íbero, sacerdotisas de una divinidad femenina, ligada a la tierra, a la reproducción de las cosechas y a la reproducción de las personas y la sociedad, probablemente la diosa fenicia Astarté.

De menor tamaño y escondidas tras los cristales de una vitrina, merecen nuestra atención dos damas más, la Dama de Galera y la Dama de Ibiza.

La Dama de Galera (siglo VII a.C), encontrada en Granada, fue probablemente traída desde Oriente por un navegante que quiso llevar con él su protección. Representa a la misma diosa que las íberas adoraban, la fenicia Astarté, diosa que da culto a la vida, la fertilidad, a la madre naturaleza, exaltando el amor y los placeres carnales. La Dama de Galera un vaso de libaciones con tres orificios, uno de mayor tamaño con un sistema que permite verter el líquido para libar, agua, perfume o tal vez alguna bebida alucinógena, y dos pequeños orificios en los pechos para surtir el cuenco que sujeta entre sus manos.

De sólo 47 centímetros  pero de igual importancia es la Dama de Ibiza (siglo III a.C), esta vez cartaginesa, la diosa Tanit, que se relaciona igualmente con la diosa fenicia Astarté. Pequeña pero con todo lujo de detalles que decoran su vestido de roleos y motivos florales podemos ver esta tímida escultura junto a los objetos de ajuar del yacimiento arqueológico de Puig des Molins, en Ibiza, un yacimiento en el que destacan también pequeñas y sencillas damas orantes de barro cocido, posibles representaciones de las diosas griegas Deméter o Coré, adoradas por todo el Mediterráneo en el siglo V a. C.

Si queréis conocer otras historias sobre mujeres, nos vemos este fin de semana para disfrutar de un paseo por el MAN.

las-damas-del-man-planve

Visita Las mujeres del Arqueológico. Sábado 3 y domingo 4 de diciembre

 

Las mujeres del Arqueológico

   Sábado 3 de diciembre a las 17: 00 y domingo 4 a las 11:00

De la Prehistoria al siglo XX pasando por civilizaciones como Grecia, Roma o Egipto, las mujeres del Museo Arqueológico tienen mucho que contar. Las mujeres y el poder, la femineidad estereotipada de la Edad Media o la representación de las mujeres en el ámbito doméstico, son sólo algunos temas que podremos encontrar contemplado algunas de las piezas del Museo Arqueológico Nacional.

Si quieres participar en esta visita al MAN solo tienes que mandar un email a v.solano@planve.es indicando tu nombre, el número de acompañantes, un teléfono de contacto y el día que quieres participar. El aforo es limitado,importante esperar confirmación. ¡No te lo pienses!

mujeres-arqueologico-diciembre-2016

Chamberí Aristocrático, el Triángulo de Oro

Chamberí Aristocrático, el Triángulo de Oro

Sábado 26 y Domingo 27 a las 11:00

En el siglo XIX aristócratas y burgueses atraídos por el dinamismo de Chamberí, se trasladaron al barrio de Almagro y encomendaron a los arquitectos más reconocidos del momento la construcción de bellos palacetes y edificios de pisos llenos de originalidad. El resultado constituye hoy un auténtico museo de arquitectura. Un escenario perfecto para la representación de un momento histórico lleno de contradicciones entre la tradición y la modernidad, entre el conservadurismo y la libertad. No en vano en este barrio, en forma de triángulo ,se pueden contemplar bellas iglesias, recordar a las primeras mujeres universitarias, acercarse a la casa de un pintor, evocar la práctica del juego de pelota, y sobre todo descubrir los entresijos sociales y políticos que esconden sus hermosas fachadas.

Punto de encuentro: Paseo General Martínez Campos, 14

Por el precio que tú decidas

Para inscribirte escribe un email a a.garcia@planve.es  con tu nombre, apellidos, número de acompañantes, un teléfono de contacto. y día en que quieres participar. Las plazas son limitadas y es imprescindible previa inscripción.

cartel-triangulo-de-oro-noviembre-2016

Visita guiada Madrid de los Barrios Bajos 9 y 10 de septiembre

Madrid de los Barrios Bajos

Una visita al Madrid castizo de Embajadores, El Rastro y Lavapiés.

Viernes 9 y sábado 10 de septiembre a las 21:00

“Tenga usted por bienvenido
al famoso Avapiès,
al Madrid del bandolero, del chulapo y del parnè.
Al Madrid del Barberillo, la Verbena y la Piquè,
donde pides gallinejas y entresijos pá comer. 
Cayetano, curtidores, cigarreras vas a ver, 
si visitas este barrio de la mano de Planve. “

No te pierdas la próxima ruta con PlanVe por el interesante Madrid de los Barrios  Bajos. Visitaremos plazas bien conocidas como Antón Martín, Tirso de Molina o Lavapiés y conoceremos  los lugares más castizos de la capital, los mercados, edificios y las viejas costumbres de este barrio  variopinto de Madrid.

Punto de encuentro: Plaza de Antón Martín, en la acera de la farmacia frente a la boca de metro Antón Martín (L1).

Aportación económica voluntaria al final de la visita.

Puedes inscribirte en v.solano@planve.es

Sólo tienes que enviar nombre y apellidos, número de acompañantes y un teléfono de contacto. Las plazas son limitadas y es imprescindible previa inscripción.

visita lavapies septiembre 2016

El jardín de los sueños. El Bosco.

 

 En unos días se despide de Madrid una de las exposiciones más esperadas del año. El Museo del Prado ha tenido el placer de albergar en sus salas desde  finales de mayo una parte importante de la obra de uno de los pintores más singulares y visionarios que la Historia del Arte nos haya dejado. Estamos hablando del genial pintor de mediados del siglo XV: el Bosco (1450-1516).

Para quienes ya conozcáis las obras que habitan en la exposición permanente del Prado y queráis conocer otras obras en detalle y para quienes puede que no hayáis oído nunca hablar de él, aún quedan unos días para disfrutar de la oportunidad  de ver gran parte de la obra de un fenómeno excepcional de la pintura flamenca. El Museo del Prado ha querido  conmemorar el V centenario de la muerte del Bosco exponiendo obras del genial pintor junto a las de otros pintores que trabajaron en la misma época en su ciudad natal así como de artistas a quienes su obra influyó directamente después.

Y es que no estamos hablando de un pintor cualquiera. De la vida de el Bosco poco se sabe. Nació posiblemente un 2 de octubre de 1450 en la ciudad holandesa de Hertogenbosch, más conocido como Den Bosch, de ahí que conozcamos a Jeroen van Aken como el Bosco. Hijo y nieto de pintores, aprendió el oficio en un taller de pintura al fresco apoyando el trabajo en pequeñas misiones y encargos bajo la tutela familiar. Poco a poco fue ganando popularidad y prestigio por todo el país, tanto que el mismísimo Felipe El Hermoso le encargaría un Juicio Final desafortunadamente hoy desaparecido. Por entonces ya había realizado obras como Los Pecados Capitales, Las bodas de Caná o la curiosa Nave de los locos, obras que poco a poco irían definiendo su estilo hasta llegar a afirmar su majestuosidad con los famosos trípticos del Museo del Prado El carro de heno o el Jardín de las Delicias.

Pero ¿por qué es tan excepcional la obra de este pintor? No sólo por su gran técnica y factura “alla prima” (aplicar capas de pintura sin que las anteriores hayan secado) sino porque no deja indiferente a nadie. Contextualizando sus obras en la Edad Media, es sin duda una obra de gran “rareza”. El Bosco nunca pintó cosas fuera del natural y sus invenciones en realidad se basaron en buscar cosas rarísimas pero que todas las personas pudieran entender. Tanta fue la singularidad que el propio Felipe II supo verla y se convertirá con el tiempo en uno de los mayores coleccionistas de su obra. La mezcla de colores, la representación de lo grotesco, el sarcasmo y la representación de lo onírico acompañan a sus grandes obras. Los personajes que pinta El Bosco son vulnerables, tanto que incitan a la empatía, a pesar detener mucho de caricaturesco, o quizá precisamente por ello. Conocemos la obra del Bosco por sus seres monstruosos, admiramos su universo imaginado, la manera de ridiculizar los vicios y la forma de expresar los mensajes moralistas propios de la Edad Media, pero que nada tienen que ver con el recogimiento o la timidez, sino por el contrario, con lo burlesco.

Os dejamos un enlace del tráiler del documental El Bosco. El jardín de los sueños que se emitirá esta misma noche en RTVE 2 para ir abriendo boca.

 https://www.museodelprado.es/actualidad/exposicion/el-bosco-la-exposicion-del-v-centenario/f049c260-888a-4ff1-8911-b320f587324a

 bosco

Templos eróticos de Khajuraho

 

Aprovechando nuestra visita a Asia en el Museo Nacional de Antropología de este fin de semana, te acercamos en el blog de PlanVe a uno de los conjuntos arquitectónicos más eróticos del mundo. ¿Quieres conocerlo?

Se trata del conjunto de templos hinduistas de Khajuraho en el estado de Madhya Pradesh, construido  entre el año 900 y el 1150 d.C., en un momento en el que Europa nos debatíamos  entre el oscurantismo y la tradición.

Alejado del mítico río Ganges y escondido en la selva en un paraje floral, hoy Khajuraho sólo cuenta con veintidós de los más de ochenta templos que originalmente albergó, de los que llama la atención la gran calidad artística de las esculturas escavadas en la propia pared. ¿Qué nos encontramos entre sus muros? Bellos relieves con motivos geométricos, flora, fauna, escenas bélicas y cotidianas, aunque su atractivo resulta de la gran cantidad de mituanas, representaciones sexuales esculpidas en la propia roca. Estas representaciones son tan explícitas como elegantes donde se entremezclan las relaciones entre hombres, mujeres y animales.

Aunque nos resulte sorprendente ver un santuario con estas decoraciones, la realidad es que para los hinduistas del siglo IX las escenas eróticas esculpidas en estos templos eran sagradas, pues para la cultura hindú la representación de la relación íntima era sinónimo de perfección, el equilibrio perfecto en el que hombres y mujeres eran partes distintas de un todo coexistente, que se complementaban y se contradecían pero que producían tanta energía que hacía posible el surgir del Universo.

El Vatsyayana Kama-sutra es el libro sagrado que describe en treinta y seis capítulos esta unión sagrada respondiendo a distintas posiciones del cuerpo y la recreación de figuras geométricas para el acto sexual, pero también narra cómo cortejar a una esposa, cómo seducir a la pareja de otro o cómo tratar a las cortesanas para conseguir fortalecer la espiritualidad.

Tenemos que contextualizar el libro sagrado en una cultura milenaria y fruto de la recopilación de una tradición oral que considera la sexualidad un acto sagrado, pero aun así, es un texto que no deja indiferente a occidentales, como tampoco lo hacen los relieves del santuario al que nos referimos en nuestra entrada.

El conjunto se divide en distintos grupos y probablemente entre los relieves más admirados estén los del templo más antiguo dedicado al dios Visnhu, el santuario de Lakshman, mandado construir en torno al año 925 por el rey Lakshavarman sobre una plataforma de tres metros decorado con bellísimas y logradas esculturas de arenisca.

vishnu

templo_de_lakshman

Mosaicos romanos en un hotel de Cinco Estrellas

Esta semana volvemos con la segunda parte de la visita por el Museo Arqueológico. Esta vez haremos hincapié en tres de las grandes civilizaciones del pasado: Egipto, Grecia y Roma.

En esta visita, una de las cosas que más llama la atención sobre las piezas que alberga el MAN son los grandiosos mosaicos romanos que decoran parte de las salas dedicadas a  Hispania Romana.

Curiosamente, el Museo Arqueológico no es el único espacio donde podamos disfrutar  en Madrid de estas increíbles y diminutas piezas de roca, vidrio y cerámica pegadas una a una con total maestría. ¿Conocéis los mosaicos romanos del Hotel Villareal en la plaza de las Cortes?

Probablemente muchos de nosotros no vayamos a dormir a este gran hotel de Cinco Estrellas, pero al menos podremos saber de la existencia de una gran colección de arte antiguo en su interior.

Se trata de una colección de Arte y Arqueología que reúne una selección de mosaicos de origen sirio de época romana y un catálogo de nada menos que cien piezas de arte antiguo repartidas en las distintas estancias del hotel. ¿De dónde provienen? De la gran colección de arte antiguo del empresario hotelero Jordi Clos, fundador del Museo Egipcio de Barcelona.

Amante del mundo clásico y de las subastas de toda aquella obra antigua, Clos ha sabido hacerse y conservar una buena colección de mosaicos del mundo romano.

 En el hotel Villareal alberga su colección de orlas geométricas,  flores, aves, felinos, peces, un pavo real y la representación de la figura humana, que hacen la delicia de aquellos afortunados que se hospedan en el gran hotel.

 Entre ellas destaca la representación de dos estaciones, que debieron estar unidas en el pasado a las otras dos en algún pavimento de alguna casa de Antioquía. Son erotes con alas que representan el ciclo de la primavera y el otoño.

También destaca de la colección la representación de una escena de banquete. Un varón con una corona de perlas y un collar, desnudo de cintura hacia arriba y tumbado y mirando a una dama, un tipo de representación bien documentado en otros mosaicos similares en Siria. Y es que los mosaicos en el mundo antiguo tuvieron una importancia trascendental, no sólo por la cuidadosa técnica de insertar teselas una a una para decorar las paredes y los suelos de las grandes villas romanas sino como representación de las vivencias, inquietudes y la mentalidad del mundo antiguo.

Aunque no podamos disfrutar de los mosaicos del Hotel Villarreal, si quieres conocer algunos de las piezas que decoraron las grandes villas hispanorromanas que sí están al alcance de nuestras miradas, no te pierdas nuestra próxima visita por el MAN. ¡Te esperamos!

mosaicos hotel villarreal

Visita “La gaceta del Olimpo” en el Museo del Prado

“La gaceta del Olimpo” en el Museo del Prado

Viernes 10, 17 y 24 de junio a las 17:30

¡Extra, extra! ¡Noticias de última hora! Llueve oro; Huelga de herreros; Padre devora a su hijos; Fan despechado secuestra continente; Campeona se retira tras perder por primera vez… ¿Quieres saber quiénes son los protagonistas de estas y otras historias, cómo ocurrieron y porqué las conocemos? A través de las obras de grandes artistas del Museo del Prado, descubrimos los relatos mitológicos de la Antigüedad.

Inscripción en info@planve.es con nombre y apellidos, número de acompañantes, número de contacto y día en el que quieres participar.

visita gaceta olimpo prado 2 junio 2016

Visita guiada Grandes Civilizaciones 21 y 22 de mayo

Grandes Civilizaciones: Egipto, Grecia y Roma.

 Sábado 21 a las 17:30 y domingo 22 de mayo a las 11:30

Hace miles de años entorno al área del Mediterráneo diferentes pueblos alcanzaron un nivel de organización social que todavía hoy a través de sus manifestaciones artísticas y culturales nos deja asombrados. Sus creencias, pensamiento y filosofía, sus avances tecnológicos y científicos están en las raíces de nuestra propia Historia. Te invitamos a desentrañar los misterios del Egipto faraónico, a conocer los orígenes de la civilización occidental a través de la Grecia Antigua y a asombrarte con la capacidad de organización y pragmatismo que un pequeño pueblo del Lacio desarrollo hasta convertirse en el gran Imperio Romano.

Si quieres participar sólo tienes que enviar un email a v.solano@planve.es con tu nombre, número de acompañantes y un teléfono de contacto. Las plazas son limitadas.

¡Por el precio que tú decidas!

grandes civilizaciones mayo 2016 planve

El hambre en Madrid


Todos los 2 de mayo los madrileños disfrutamos de un día de fiesta que sumado al día 1 de mayo, día del Trabajo, nos permite tomarnos un merecido descanso. No hace falta recordar que el 2 de mayo fue elegido como día festivo de la Comunidad de Madrid en memoria del levantamiento que en esa misma fecha en 1808 protagonizaron los hombres y mujeres de Madrid contra la invasión de las tropas francesas.

Habitualmente miramos la Guerra de la Independencia desde una óptica llena de romanticismo, populismo y heroicidad y se nos olvida la brutalidad, miseria y dureza que toda guerra conlleva. Hoy os queremos acercar a una obra artística que plasma esta otra cara de la guerra, sin por ello estar exenta de orgullo y grandeza. Pero no, no hemos elegido a Goya, sino a un autor más desconocido para el gran público: José Aparicio e Inglada y su obra “El hambre en Madrid”.

José Aparicio (Alicante 1773- Madrid 1838) fue un pintor español adscrito a la escuela neoclasicista y considerado uno de los mejores representantes de la misma. Comenzó su formación en Valencia, en la Real Academia de San Carlos y después llegó a Madrid para estudiar en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando. Ganó varios concursos y en 1799 obtuvo una beca para estudiar en París, donde se convirtió en alumno nada menos que de Jacques-Louis David.

A la llegada de las tropas francesas se negó a jurar fidelidad a José I Bonaparte lo que llevó a su entrada en prisión. Con el fin de la guerra fue nombrado pintor de cámara de Fernando VII. La entrada de los liberales en el gobierno pone fin a su carrera, muriendo en la miseria, a pesar de haber sido uno de los pintores más reconocidos de su tiempo.

Esta obra “El hambre en Madrid”, más que un cuadro de Historia es una alegoría histórica en el que trata desde la solemnidad clásica el tema de la miseria que padecieron los madrileños durante la guerra. Del grupo de madrileños famélicos y harapientos destaca el cuerpo de la mujer ya muerta junto a su pequeño, en contraste con el grupo de franceses uniformados y vigorosos, así como el contraste en la mirada triste y desesperada del anciano madrileño frente a la mirada de fiereza y crueldad del soldado francés que queda a la izquierda del cuadro. El autor no escatima en detalles, mostrando la anatomía frágil de quienes padecen la carencia de alimentos, el ansia de quien ha encontrado aunque sea una mísera monda que llevarse a la boca, los padecimientos del hambre que afectan a todos: ancianos, niños, hombres y mujeres.

Pero no hay que olvidar que José Aparicio era un monárquico, que además pinta este cuadro en 1818 con Fernando VII ya en el poder y anclado en el Absolutismo, se trata por tanto de un cuadro propagandístico, de hecho explícitamente propagandístico, observerse la leyenda que reza en la columna de la derecha “nada sin Fernando”. Por eso a la realidad misérrima de la guerra y al sufrimiento y desesperación del pueblo madrileño, hay que otorgarle cierto tono de carácter y orgullo, de ahí que la escena refleje el momento en que una parte de esos franceses ofrece pan y alimentos a los hambrientos madrileños, y que estos rechazan manteniéndose así fieles a su patria y que incluso levanta las suspicacias del personaje del fondo que se abalanza sobre los militares franceses y es frenado por su mujer que lleva a su bebé en brazos, lloroso por la falta de alimento.

Con todo, aunque José Aparicio destacó como autor de temas patrióticos y su obra esta cargada de propaganda, no se puede negar su virtuosismo en la línea y el dibujo, convirtiéndose esta obra en una de las más populares del autor.

c8b51145-ec91-49c6-9fc2-4d07eee755bd-1024x732

Próximas visitas

    Categorías